PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Negocios

El súper será más caro si continúa subiendo el precio del café, maíz, azúcar y la carne

Bimbo, Herdez y otras empresas mexicanas enfrentan un ambiente de costos “sin precedentes” por la inflación.

Tiempo de lectura: 5 minutos

Ciudad de México — Durante los últimos meses, los consumidores en México se han topado en sus visitas a las tiendas y supermercados, o sus compras en línea, con el alza en algunos los productos que consumen.

La situación se ha reflejado en indicadores como la inflación subyacente, que considera en su cálculo el precio de los alimentos procesados y bebidas, que ha subido cada mes durante 2021 y lleva cinco meses por encima de 4%, reflejando, en parte, los ajustes en precios activados por compañías que fabrican pan, leche, embutidos, refrescos y alimentos procesados.

PUBLICIDAD

Estos fabricantes están enfrentando presiones que provocan que elaborar sus productos sea más caro, una tendencia que prevalecerá en los próximos meses y en algunos casos el resto del año, si los precios de las materias primas continúan su repunte, revelaron algunas de las compañías del sector que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores durante sus más recientes conferencias con analistas y reportes al segundo trimestre.

“Los costos de insumos están aumentando y son inevitables acciones de precios importantes”

—  Gerardo Canavati, director de Administración de finanzas de Grupo Herdez

El Índice Nacional de Precios Productor (INPP) total, que incluye el petróleo, registró en julio un incremento de 6.43% a tasa anual. En comparación en 2020 esta cifra fue 3.72% anual.

En julio, actividades como la fabricación de tortillas, el procesamiento de carne o la producción de pan destacaron por el alza en su INPP con respecto al mismo mes de 2020.

PUBLICIDAD

Sin precedentes

Fenómenos climáticos, mayores precios de los energéticos y mercados ajustados, son algunos factores que están haciendo que comprar insumos sea más costoso para fabricantes de alimentos como Grupo Bimbo, Sigma, Bachoco o Herdez.

Al menos dos directivos, Canavati de Herdez y Alfred Penny, presidente de Bimbo Bakeries USA, señalaron enfrentarse a una situación sin precedentes, debido a que las presiones inflacionarias se estaban presentando en varios frentes al mismo tiempo.

Ver más: A Bimbo le cuesta más caro producir y sube precios

PUBLICIDAD

Ejemplo de ello son las repercusiones de la onda fría que afectó el sur de EE.UU. en febrero. Ésta generó una menor oferta de pollos, en un momento en que la demanda de esta proteína está creciendo debido a la reactivación de los restaurantes en ese país.

La conjunción de esos dos fenómenos provocó que, para Sigma, el fabricante de alimentos del conglomerado Alfa, adquirir piezas de pollo para elaborar sus salchichas fuera más caro, explicó Roberto Olivares, director de finanzas de la compañía regiomontana, en su conferencia con analistas e inversionistas.

Sigma, fabricante de los embutidos Fud y San Rafael, también enfrenta presión en adquirir piezas de puerco en EE.UU., debido a la escasez de mano de obra en la industria porcina, vinculada a la entrega de cheques de incentivo económico del gobierno de ese país.

PUBLICIDAD

Olivares espera la pronta normalización de precios de estos insumos, conforme la producción de aves de corral se incremente y los trabajadores vuelvan a los centros ante la reducción de los incentivos del gobierno.

“La cuestión con el pollo y el puerco es que su ciclo de producción es bastante corto. La producción puede incrementarse en un par de meses”, dijo Roberto Olivares, director de finanzas de Sigma.

Productores locales de pollo, como Bachoco, observaron un alza de 40% en maíz y la soya con los que alimentan a sus animales.

PUBLICIDAD

Un crecimiento que han mitigado parcialmente con eficiencias en sus procesos de producción, pero apostando a que la recuperación económica en México y Estados Unidos, otro de sus mercados, le permita trasladar una parte de esa inflación.

Medidas de control

El alza en precios es una de las varias estrategias que tienen las compañías para gestionar las presiones inflacionarias sobre su producción.

PUBLICIDAD

Su aplicación conlleva el riesgo de que sus consumidores decidan no adquirir sus productos, generando pérdida de participación de mercado y presiones de rentabilidad, por lo que deben monitorear el mercado y la demanda para no genera afectaciones a sus negocios.

Las empresas apuestan también a otras acciones para sortear internamente esta presión, como la cobertura de insumos. Ese fue el caso de Arca Continental, un embotellador de productos Coca-Cola con presencia en varios puntos de América Latina y México.

Durante su conferencia trimestral, directivos de Arca Continental anunciaron las coberturas de insumos como aluminio, plástico PET y azúcar; una medida que le ayudó a sortear el alza del concentrado que compra a The Coca-Cola Company para fabricar sus refrescos, durante el segundo trimestre de 2021.

PUBLICIDAD

“Nuestras exitosas estrategias de cobertura de materias primas nos han permitido expandir nuestro margen bruto a pesar de los aumentos en los precios de las materias primas y el mayor costo del concentrado en México”

—  Constantino Spas, director de finanzas de Arca Continental

Ver más: El precio de su taza de café de la mañana sigue subiendo

Otras de las estrategias ha sido el mantenimiento de un estricto control de costos. En ese sentido, algunas empresas han continuado con estas acciones activadas el año pasado para mantener su liquidez, y sortear ahora los fenómenos inflacionarios. Esa ha sido una de las medidas realizadas por Coca-Cola Femsa, el negocio embotellador del conglomerado Fomento Económico Mexicano.

“Esperamos mitigar plenamente estas presiones mediante controles de costos y gastos”

—  John Santa Maria, director general de Coca-Cola Femsa

No sólo en México

El carácter internacional de la mayoría de los grandes productores de alimentos en México y el carácter trasnacional del fenómeno sobre las materias primas provocará que las potenciales alzas en precios se vean reflejadas no solo en México si no en otros territorios donde operan, de acuerdo con Marcela Muñoz, subdirectora de análisis de capitales de Vector Casa de Bolsa.

“El repunte de los precios de las materias primas a nivel internacional está derivando en esta posibilidad por parte de las empresas a fin de mantener los niveles de rentabilidad dado un entorno de diversos retos fuera de control de las empresas”.

PUBLICIDAD

En ese sentido, Muñoz señaló que el incremento en el costo de las materias primas ha sido incluso moderado en México por la apreciación del tipo de cambio en el comparativo anual.

Ver más: El problema de la inflación en América Latina

Este fenómeno fue patente en Gruma, el mayor productor de harina de maíz del planeta.

Durante el segundo trimestre, el costo de ventas disminuyó 2% en el segundo trimestre, en comparación con el mismo periodo de 2020, debido a la fortaleza del peso frente al dólar, a pesar del mayor costo de ventas por mayores costos de materias primas e insumos, además de mayores costos laborales, señaló la compañía mexicana en su reporte trimestral.

A pesar de ello, Gruma prepara ya un nuevo incremento en el precio de sus productos entre agosto y septiembre, una tendencia que podría continuar aún en 2022.

“Esperamos no aumentar los precios en 2023 en Minsa (México), o si lo hacemos, habrá un ligero aumento de precios”

—  Raúl Cavazos Morales, director corporativo de Finanzas y Planeación
Michelle del Campo

Michelle del Campo

Reportera mexicana especializada en empresas. Me gusta cubrir temas relacionados con sustentabilidad, empresas de reciente creación y asuntos transfronterizos. Anteriormente formé parte de Infosel-Sentido Común, Transparencia Mexicana y la Fundación Este País.

PUBLICIDAD