PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Negocios

La camioneta híbrida Maverick de Ford recibió más 100.000 reservas

Los mercados más importantes para los compradores potenciales incluyen Los Ángeles y San Francisco

Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — La nueva camioneta pequeña de Ford Motor Co., Maverick, está generando un gran interés. Las reservas para la camioneta híbrida superan las 100.000 y la demanda procede mayormente de los mercados de California que generalmente favorecen a las importaciones.

Las reservas no son vinculantes y no requieren un depósito, pero Ford confía en que se convertirán en pedidos, tal y como ocurrió con un sistema similar creado para despertar el interés por el Mustang Mach-E eléctrico y el renovado SUV Bronco.

PUBLICIDAD

“Esto en verdad ha superado nuestras expectativas”, dijo Todd Eckert, director de marketing de camiones de Ford, en una entrevista. “Este es el paso inicial con las reservas. Pero creemos que es un muy buen augurio”.

Ford está haciendo una oferta para los compradores de la importación, cuyo precio básico es menor a US$20,000 y obtiene 40 millas por galón con la versión estándar del modelo híbrido de gasolina-eléctrico. Esta camioneta compacta sólo mide seis pulgadas (15 centímetros) más que un sedán Toyota Camry. Representa un nuevo esfuerzo para llegar a los consumidores con mayores restricciones de precio después de que el fabricante de automóviles abandonara el Ford Focus y dejara de vender sedanes en EE.UU.

Hasta ahora, Ford dice que la mayoría de las reservas provienen de Los Ángeles, donde la caminoneta pickup mediana Toyota Tacoma domina el mercado. San Francisco ocupa el tercer lugar en la lista de reservas del Maverick, detrás de Orlando, Florida, y justo por delante de Houston.

PUBLICIDAD

El vehículo, que se construye en México, sale oficialmente a la venta este otoño.

Michael Meadors, de 30 años, de Costa Mesa (California), ya ha convertido su reserva en un pedido de una Maverick negra con un precio de US$22.030, después de añadir algunas mejoras tecnológicas orientadas a la seguridad. Con un viaje de ida y vuelta de casi 50 millas a su trabajo de recursos humanos en Los Ángeles, Meadors dijo que se sintió atraído por el ahorro de combustible y el tamaño modesto del la camioneta.

“No es mucho más grande que el Ford Fusion que conduzco”, dijo Meadors. “Así que debería ser bastante fácil moverse con mucho tráfico en el sur de California y encontrar estacionamiento”.

PUBLICIDAD

Esta es la primera camioneta de Meadors y su primer vehículo nuevo. Al igual que la creciente ola de compradores de camionetas, él no necesita una camioneta para trabajar, pero ve los beneficios de tener un cajuela para transportar cosas.

“No es necesario trabajar en la construcción para aprovechar los beneficios”, dijo. “Podrías recoger plantas y tierra para macetas, o algunos artículos grandes de Costco o incluso sillas de playa de arena que no quieres poner dentro de la cabina”.

PUBLICIDAD